Apuran la recolección de hojas para que no se tapen los desagües.

Las trágicas inundaciones que se produjeron en el área metropolitana y en la ciudad de La Plata a raíz del violento temporal de lluvia que se registró el martes pasado provocó en nuestra ciudad el resurgimiento de una preocupación que se generó hace poco más de un mes, también como consecuencia de un fenómeno climático.

Como se recordará, el 24 de febrero, si bien no hubo que lamentar víctimas, la inusual caída de granizo de gran tamaño hizo que miles de marplatenses y turistas experimentaran graves daños en vehículos y también en techos y ventanas de viviendas, oficinas y negocios.

A partir de ese inesperado temporal, tanto las autoridades como los habitantes del Partido de General Pueyrredon se concientizaron más acerca de la importancia de estar preparados para, cada vez que se presente una adversidad climática de proporciones, poder afrontarla en las mejores condiciones posibles.

Fue en ese contexto que se planteó la posibilidad de constituir un Consejo Municipal de Contingencias Meteorológicas, iniciativa que aún está siendo sometida a análisis por parte del intendente municipal y de algunos concejales del bloque Acción Marplatense la cual incluiría la incorporación de estaciones meteorológicas de observación.

Prematura caída de las hojas de otoño

La caída de hojas de los árboles, que habitualmente se da comenzado el otoño, este año se inició un poco antes; concretamente, a partir de la mencionada granizada, cuando al verano, al menos por el almanaque, le quedaban 25 días más; la furia con la que cayó el granizo el último domingo de febrero provocó que los que por entonces eran ejemplares frondosos perdieran buena parte de un follaje que quedó desparramado en calles, veredas, plazas y otros espacios públicos de la ciudad; a los pocos días una lluvia intensa -aunque no de gran duración- se encargó de demostrar que en algunos sectores se habían obstruido los desagües pluviales ya que hubo calles que, para desagotarse, tardaron más tiempo que otras veces. Para evitar que la situación se repitiese, respondiendo a un pedido de la Municipalidad, para acelerar la recolección de las hojas caídas, la empresa Transportes 9 de Julio -encargada de la recolección domiciliaria de residuos y del barrido de las calles- contrató una cuadrilla integrada por una veintena de personas que se sumaron a los 140 operarios que habitualmente desarrollan la tarea.

Cabe señalar que así como cuando la cantidad de hojas lo permite esas personas las levantan, embolsan y depositan en el interior de sus carros, cuando la misma es muy grande se encargan de formar montículos que luego, en horario vespertino, son retirados en camiones que concurren a los sectores más críticos.

Recomendaciones

Ayer, ante la posibilidad de que debido a la continuidad de las lluvias y al registro de ráfagas de viento, se registraran inconvenientes, la Municipalidad del partido de General Pueyrredon, por medio del Departamento de Defensa Civil, recomendó a la población extremar precauciones y adoptar las medidas preventivas que se encuentren a su alcance:

.) Evitar desplazamientos y exposición en zonas y lugares donde puedan producirse accidentes eléctricos, mientras se produce el fenómeno meteorológico.

.) Evitar depositar residuos y restos de poda en lugares indebidos. Si se encuentran en ámbitos cercanos y resulta posible retirarlos, aun cuando no sea por su responsabilidad directa, tratar de sacarlos y depositarlos en un sitio adecuado.

.) Seguir las recomendaciones que en lo sucesivo formule el Departamento de Defensa Civil, incluyendo las mencionadas con anterioridad.

.) Tener presentes los siguientes teléfonos: 103 / 4652530 int. 7720

Por otro lado, para poder cubrir las demandas que puedan surgir, se decidió reforzar las guardias tanto de Defensa Civil como de todas las reparticiones que deban prestar servicio.

 

FUENTE: DIARIO LA CAPITAL. 

Volver al listado de noticias